GUADALAJARA, JAL., 10 de agosto de 2019.-  El presidente Andrés Manuel López Obrador prometió en campaña que pondría a Donald Trump en su lugar, lo que no dijo nunca es que ese lugar, según los hechos, era un pedestal para que reinara sobre México, afirmó el vocero de Acción Nacional, Fernando Herrera Ávila.

«Resulta realmente muy vergonzoso que el gobierno mexicano sólo cumpla con su deber de perseguir al narcotráfico y la delincuencia organizada cuando se lo ordena el presidente de Estados Unidos», sostuvo.

Al referirse al memorando presidencial de Donald Trump donde da a México un año para mostrar progreso en el combate al narcotráfico, bajo amenaza de retener la ayuda al país, el vocero indicó que es el mismo método, el mismo camino, empleado en el caso de la migración indocumentada.

«Al igual que ocurrió en el tema migratorio, donde Donald Trump, presidente de Estados Unidos, obligó al gobierno mexicano a dar un giro en su política migratoria de visas humanitarias y paso libre por su territorio, muy seguramente México se retractará de su política de amnistía de facto al narco», apuntó.

Herrera Ávila recordó que en enero pasado, en una de sus acostumbradas conferencias mañaneras, el presidente Andrés Manuel López Obrador declaró oficialmente concluida la guerra contra el narcotráfico y que, desde entonces, también cayó el decomiso de drogas.

En lo personal, como mexicano, agregó el vocero, me llena de vergüenza que el presidente López Obrador ordene cumplir con las obligaciones del gobierno solamente cuando se lo ordena Donald Trump, un racista que ha hecho del ataque a los mexicanos el punto de apoyo para su campaña de reelección.