GUADALAJARA, Jal., 18 de diciembre de 2020.-  Con una profunda tristeza y desalentado, la noche de este viernes el presidente municipal de Zapopan, Pablo Lemus Navarro, acudió a la casa funeraria donde se vela el cuerpo del exgobernador de Jalisco, Jorge Aristóteles Sandoval, asesinado durante madrugada en un bar de Puerto Vallarta.

“Tenía un gran respeto, una gran amistad, no podemos permitir que esto nos pase con la sociedad en general y cómo país”, expuso. 

Lemus Navarro acudió al recinto con el objetivo de rendirle un pequeño tributo, a quien desde joven conoció y admiró por su entrega y pasión por una sociedad mejor.

“Hoy vengo a rendirle tributo, a saludar a su familia y estoy verdaderamente conmovido, lo conozco desde hace muchos años, desde jóvenes”, expuso. 

El primer edil detalló que esta situación debe unir a la sociedad, y demostrar que los buenos son más.

“Es un duro golpe a la moral, a la democracia, pero tenemos que salir adelante, tenemos que unirnos como sociedad y tenemos que demostrar de lo que estamos hechos”, señaló. 

Si palabras y con un nudo en la garganta, Pablo Lemus se unió a la pérdida que este viernes sufrió la familia Sandoval Arriaga, Jalisco y México en general.

“Vengo sobretodo a darle un gran abrazo a Lore, a sus hijas, a sus padres, no tengo palabras para describir el dolor que ellos están viviendo”, concluyó.