GUADALAJARA, Jal., 12 de marzo de 2019.- En sus inicios cuando buscaba una oportunidad en club, Fernando Beltrán fue a probarse al América, sin embargo, los de Coapa lo “corrieron” asegurando que no era bueno para esto.

Tuvo un ligero paso por Atlante, para en 2014 ingresar a Chivas, donde está cumpliendo su sueño de ser futbolista.

Ese tema no le gusta tocarlo. Un día antes del Clásico Nacional es imposible no recordarle sobre esa mala experiencia que vivió con los azulcremas cuando le cerraron las puertas.

“No voy a tocar ese tema”, pese a la insistencia, el joven rojiblanco decide externarlo. “El pasado de América, yo fui pero me corrieron y no quiero tocar ese tema, no quiero hablar de eso, ya lo dejé por muerto”, confiesa.

Ya con ese trago amargo a un lado, el mediocampista tiene claro que quiere formar parte  del cuadro que enfrente este miércoles a los americanistas y por qué no, también el sábado en el duelo de Liga.

“Cada uno hace su esfuerzo para ganarse un lugar y en la Copa nosotros los jóvenes podemos alzar la mano, estar jugando y convencer al profe (José Saturnino Cardozo) que también podemos jugar en Liga. Lo que venga para el sábado él lo decide, él sabe a quién poner o no poner. Eso no me preocupa, cuando me toca jugar tratado de hacerlo bien y lo demás él decide”, expone.

Para Beltrán este tipo de enfrentamientos no es como los otros. Él como canterano ya los ha vivido en diferentes categorías y por eso sabe cómo deben salir igual al campo.

“Obviamente sí se sabe lo que significa. Es América. Es ganarle como sea. Es un Clásico, que los Clásicos se juegan más allá del orgullo, con mucho corazón. Se debe dejar el alma. Uno de canterano sabe cómo se juega desde básicas. Ya me tocó uno de Primera y sabemos la chispa que se siente. Eso te motiva cuando entras y ves cómo te alienta a la afición eso te da un plus”, narra.

A pesar de que ya ha disputado varios encuentros de este tipo, revela que todavía los nervios se apoderan de él porque sabe que en los Clásicos es en donde más debe mostrar su capacidad para ganarse un lugar.  

“Yo como joven a lo mejor sí te pones algo nervioso, a lo mejor, pero es el nervio de cualquier futbolista cuando va empezar el partido. Cuando la tocas se te olvida todo lo demás. Como joven es una responsabilidad enorme estar en un partido de estos, pero qué mejor que disfrutarlo, hacer lo que mejor sabemos hacer. El profe le da oportunidad a jóvenes y debemos responder porque si no es en estos partidos entonces cuándo vamos a levantar la mano. Muchos jóvenes vienen pidiendo oportunidad y esta es una gran oportunidad de demostrar”, expone.

Este miércoles a las 20:55 horas Chivas y América se juega el pase a las Semifinales de la Copa MX, por eso el jugador del Rebaño Sagrado promete dar pelea hasta que piten el final.   

“El más importante es el que viene y es el de mañana. Debemos jugarlo con responsabilidad. Como una final, porque eso es. Lo más importante es mañana y debemos sacar el resultado sea como sea. A veces las circunstancias son en contra, pero sabemos que podemos sacar el resultado y vamos por él, no vamos a dejar nada por perdido, hasta el último minuto vamos a luchar por cada pelota”, finaliza.