GUADALAJARA, Jal., 13 de agosto de 2019.- En el 2013 llegó a México proveniente de Colombia. Desde entonces ha pasado por cinco equipos del futbol azteca en los que le han aportado a su forma de juego. Su familia se ha adaptado al país y por ello y muchas cosas más, Andrés Rifle Andrade se siente agradecido porque lo hayan traído al país, lugar del que no tiene pensado irse.

“Creo que el futbol mexicano me cambio radicalmente mi vida; es un futbol totalmente diferente y sí me ha beneficiado en todos los ámbitos. Mi familia creció con mi hija estando en México, en lo económico para ayudara a mi familia, ha cambiado totalmente. La forma de jugar mía también cambió mucho porque yo era un jugador muy 10. Muy pase de gol; acá ya me volvieron más extremo. Después empecé a jugar más por dentro, pero destacando mi velocidad y potencia. Entonces, me ha cambiado muchísimas cosas el llegar a México”, explica el rojinegro esta tarde en La Madriguera.

Rifle revela que no tiene en mente emigrar a algún otro país. Se siente muy cómodo y por qué no, le encantaría terminar su carrera en suelo tricolor.
“Si me puedo quedar todo el tiempo hasta retirarme, me voy a quedar. Me encanta México, he vivido cosas muy buenas y por todo la verdad mi familia esta muy cómoda viviendo en Mexico y son cosas qué hay que ver, comenta.

Andrade tuvo un mal inicio como jugador del Atlas. Al poco tiempo se lesionó y tuvo que estar fuera de las canchas por un largo periodo; ahora que ya está recuperado, quiere conseguir con el equipo todo lo que tenía en mente para saldar su cuenta.

“Cuando llegué al Atlas llegué con algo muy claro que era volverme referente en el equipo, conseguir lo que todo mundo anhela que es un título. Entonces, viendo esas cosas aún estoy en deuda, proque el primer semestre llegué a un equipo que era muy joven, que estaba muy verde, éramos muy pocos los que ya teníamos experiencia y se hizo un poco dificil, antes de terminar el primer torneo me lesiono y es una lesión larga de fractura. Puedo decir que recién este es el torneo que estoy tomando otra vez mi nivel y puedo decir que ahorita me siento como era antes y puedo dar muchísimas cosas. Esperemos que los resultados nos acompañen, porque es lo fundamental para nosotros y la afición, que los resultados nos acompañen para decir que vamos por el camino correcto”.

Ahora más allá de convertirse en un referente del plantel, lo que quiere es trabajar para todos juntos consigan hacer historia.

No tanto yo (somos muchos jugadores aqui con recorrido, con experiencia y eso es lo que hacemos trabajo en equipo que sea mas fundamental que el trabajo individual. Las individualidades te ganan partido, pero el trabajo en equipo te puede llevar a conseguir una Liguilla y pelear por un campeonato.

Entonces a eso es lo que apuntamos”, comenta.
Este jueves los Rojinegros festejan 103 años y por ello celebrarán a lo grande, su buen paso en la Liga MX se los permite, pero no por eso se confían y dejan de pensar en su próximo rival del viernes.

“Estamos de aniversario todos los que pertenecemos a la institución, pero eso es algo que hay que festejar hasta antes del partido. Ya cuando entres a jugar contra Cruz Azul va a ser un partido muy difícil. Lo que dices, hemos tenido un buen inicio, pero apenas está empezando el torneo, tenemos que corregir todavía muchos errores para alcanzar lo que queremos. Estamos pensando en Cruz Azul va a ser un partido muy difícil y tenemos que aprovechar la localía”, expone.

Aunque poco a poco los Zorros se alejan de la zona de descenso, Rifle señala que van paso a paso y por lo pronto solo piensan en vender a La Máquina.

“Desde que empezamos la pretemporada sabemos que es fundamental calificar, sé que lo que quieren escuchar ustedes es eso, pero nosotros vamos partido a partido, vamos a jugarnos una final con Cruz Azul, será un partido muy difícil por la nómina que tiene Cruz Azul, pero creo que podemos equipararlo en otras cosas. Hay jugadores que tenemos mucho tiempo en México y sabemos que el gran objetivo es calificar, porque en un torneo si no calificas es como si fuera un semestre perdido. Entonces a eso estamos apostando”, finaliza Andrade.