XALAPA, Ver., 11 de junio de 2019.- El Certamen Taza de Excelencia, la competencia con mayor prestigio en el mundo de la industria del café de especialidad, arrancó este martes en Veracruz, con sede en la capital.

Taza de Excelencia surgió en 1999 con el apoyo de la asociación de café de Brasil y llegó a México en 2012; en la actualidad es el galardón más importante otorgado a los cafés con mayor calidad.

En las seis ediciones que se han realizado en nuestro país, Veracruz ha liderado al obtener cinco primeros lugares y cuatro segundos lugares.

Este relevante concurso y su método de evaluación fueron diseñados por Aliance For Coffee Excellence (ACE), y su objetivo es reconocer y premiar el trabajo de los productores mexicanos en café de especialidad.

Además, generar economías de escala en las diferentes regiones cafetaleras del país al presentar sus cafés a la comunidad internacional.

Lo cafés que participan, son sometidos a un nivel de escrutinio sin precedente.

El productor ganador no sólo recibe un precio de prestigio, sino que en la subasta puede obtener precios por arriba de los que establece la Bolsa de Nueva York. Solo por citar un ejemplo, en 2017 el productor veracruzano ganador rompió record al subastar en 100.4 dólares la libra de café.

La industria de los cafés de altura reconoce al ganador como un producto de calidad.

Un cafetal ganador recomienda a una zona específica, recibe la visita de compradores y tostadores de cafés de mayor calidad.

Es tal el impacto positivo y sobre todo, permanente en el productor ganador de Taza de Excelencia, que el dinero obtenido en la subasta se invierte en mejoras para el cafetal, pero también en mejorar la calidad de vida de su familia.

EL CONCURSO Y SU MÉTODO DE EVALUACIÓN

En el Certamen Taza de Excelencia, se selecciona al mejor café producido en México en un año en particular.

Durante el desarrollo de esta competencia, se cuida cada detalle.

Estos cafés tienen una maduración perfecta, son cuidadosamente recolectados y seleccionados; poseen un cuerpo bien desarrollado, un aroma agradable y una dulzura llena de vida.

Cada café posee un sabor particular característico de la tierra en la que se desarrolla.

Un selecto grupo de catadores nacionales e internacionales eligen a los tres cafés ganadores, primero, segundo y tercer lugar, y puede haber empate en el primer lugar.

Para determinar los ganadores, los cafés son catados al menos cinco veces diferentes durante la competencia.

El certamen es tan riguroso, que entre otras cosas, se cuida que el agua con que se preparan y la cantidad de café que se utiliza en cada caso, sea exactamente igual.

Con información de Quadratín Veracruz