GUADALAJARA, Jal., 03 de septiembre de 2020.- Un día como hoy pero del año 2003, el canterano del Atlas, Rafael Márquez, era presentado con bombo y platillo con el Barcelona de España, mítica escuadra a la que llegó después de su paso exitoso por el Mónaco de Francia.

Es por ello que a través de sus redes sociales, el Káiser no perdió la oportunidad de recordar el acontecimiento con una imagen de su primer día como refuerzo estelar, con la mitad del uniforme blaugrana y la otra mitad con el de la Selección Mexicana.

Y cómo no hacerlo, si el Cinco Copas ganó todo lo que se le presentó: dos Champions League, cuatro Ligas, una Copa del Rey, tres Supercopas de España, una Supercopa de Europa y un Mundial de clubes, hablan por sí solos.

Márquez Álvarez debutó frente al Sevilla, cotejo que empataron a un gol, jugando los 90 minutos y entonces dirigido por Frank Rijkaard. Ahí comenzó a escribir una historia de leyenda.