CIUDAD DE MÉXICO, 27 de julio de 2020. — Una cadena de correos obtenida por MCCI muestra los planes del presidente de la constructora brasileña para que el ex presidente Lula da Silva y la directora de Petrobras declararan a favor de la iniciativa peñista, en un intento por influir en Cuauhtémoc Cárdenas, y de paso en el PRD, que se oponían a la apertura de ese sector.

El magnate brasileño Marcelo Odebrecht, protagonista del mayor escándalo de corrupción a nivel latinoamericano, intervino personalmente en 2013 para gestionar el apoyo a favor de la reforma energética del gobierno de Enrique Peña Nieto, revela una cadena de correos electrónicos obtenida por Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI).

La intervención del entonces presidente de la constructora brasileña Odebrecht fue a petición de un personaje que es identificado en los correos con las iniciales “EL”, que coinciden con las de Emilio Lozoya, en ese entonces director de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Los correos obtenidos por MCCI forman parte de un paquete de archivos que Marcelo Odebrecht entregó apenas en marzo de 2019 al equipo de investigación del caso Lava Jato en Curitiba, Brasil, como parte del acuerdo de colaboración con la Fiscalía de aquel país sudamericano.

En el intercambio de correos intervienen Luis Weyll y Luiz Mameri, dos de los personajes que han confesado que intervinieron en el pago de sobornos a Lozoya.

La cadena de correos electrónicos de Odebrecht con Weyll y Mameri inició hace casi siete años, el 19 de agosto, una semana después de que Peña Nieto presentara al Congreso su iniciativa de reforma energética. Las comunicaciones concluyeron el 3 de septiembre y al mes siguiente, el 1 de octubre, Peña recibió a Marcelo en la residencia oficial de Los Pinos.

La reforma energética fue aprobada el 11 de diciembre de 2013 en el Senado y al día siguiente en la Cámara de Diputados. Coincidentemente, en esos días el departamento de sobornos de Odebrecht había transferido 1 millón 480 mil dólares a una cuenta ligada a Lozoya en el Neue Bank de Liechtenstein.

Ese monto se transfirió en dos partes: un millón de dólares el 3 de diciembre y 480 mil dólares el día 10 del mismo mes, según ha documentado MCCI en anteriores reportajes.

Buscaban convencer a Lula y a Cárdenas

En los correos que ahora presenta MCCI, los directivos de Odebrecht hacen mención a gestiones que realizaban para obtener declaraciones a favor de la reforma energética de EPN, de parte del expresidente de Brasil, Lula da Silva; de la directora de Petrobras, Graça Foster, del líder de la izquierda mexicana Cuauhtémoc Cárdenas y de su hijo Lázaro, ex gobernador de Michoacán y actual jefe de asesores del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Información de: Quadratín México