GUADALAJARA, Jal., 21 de diciembre de 2020.- Estamos a unos días de la Navidad y en plenas posadas, y aunque debemos guardar la sana distancia para evitar contagios de Covid 19, la ilusión y la tradición es romper una hermosa piñata.

Desde la ancestral estrella que representa los siete pecados capitales, hasta la caricatura de moda, siempre son motivo de fiesta y disfrutables desde el proceso de fabricación.

La asociación civil Trascendiendo el Autismo encontró en este arte y oficio una actividad terapéutica y un negocio, con su taller de piñatas, jóvenes que viven en el trastorno del espectro autista han encontrado en esta actividad un modo de relajarse, pero también posiblemente en el futuro una vía para salir adelante.

Minerva Hernández, terapeuta de grupo e integradora de adolescentes con TEA explicó a Quadratín Jalisco cómo se les ocurrió convertir la tradición en terapia

Háblanos del taller y de sus bondades 

El taller de piñatas se montó a raíz de todos los beneficios que nosotros identificamos que conlleva elaborar una piñata, desde manejar herramientas específicas de corte como cúter, como guillotinas, todo este proceso general de atención para poder manipular estos instrumentos que en un momento en el exterior vemos como riesgosos y los aislamos y decimos, que no maneje cuchillos, que no maneje tijeras, entonces, nosotros lo que hicimos con las piñatas fue desfragmentar cada paso de elaboración de una piñata y que nosotros pudiéramos posicionar a cada chico en qué habilidad necesita dominar de manera personalizada, para que él pueda en algún punto llegar a realizar una piñata por sí solo, ya sea por medio de un apoyo visual, ya sea como una referencia, tal vez con un apoyo un poco más lejano, con supervisión, o que los que mayores retos tienen puedan llegar a hacerlo de una manera supervisada pero más independiente. 

¿Qué tipo de habilidades han logrado desarrollar? 

Prolongar sus periodos de atención, la manipulación específica de cúter, tijeras, tratamos de que ellos mismos identifiquen los riesgos, eso si lo trasladas a autonomía y práctica, pueden trabajar en cocina, cortando fruta, verdura, lo que hacemos es justo trasladarlo a casa, funciona para que trabajen sus habilidades propias, autonomía, vida práctica también se engloba, aunque en general está en el escritorio el chico uno a uno, la idea es que se pueda generalizar hacia la cocina, si estás trabajando con cúter en cartón, entonces se te va a facilitar hacerlo en cocina porque ya tienes un previo, es lo que nosotros llamamos pre requisitos, que pueden estar jugando según el contexto en el que lo necesiten o lo puedan aplicar. 

¿Cuánto pueden tardarse en hacer una piñata? 

Esto dependerá, justamente nuestros pedidos son reducidos porque como trabajamos específicas habilidades con cada chico, entonces hay una aproximado de una semana, una semana y media, o también dependerá mucho del modelo o del tipo de material que estemos utilizando, en general se utiliza papel crepé, cinta, las herramientas como tijeras, cúter, pero a veces metemos algún otro tipo de crepé, listones, eso dependerá mucho también del diseño, pero es un aproximado de una semana a una semana y media, entonces los pedidos que nos llegan, se hace una aproximado a cinco piñatas por mes para que ellos puedan estar trabajando, que no haya una presión de solamente trabajar, sino que ellos puedan estar trabajando en sus propios retos, que vayan viendo el progreso de cada piñata, de cada material y ya que se cumple ese pedido, ahora sí se vuelve a abrir pedido y se vuelven a hacer las asignaciones. 

¿Ahora con las posadas aumentaron los pedidos? 

¡Sí¡, nos aumentó muchísimo el trabajo, la verdad es que justamente una de las cosas que vimos en este año, hemos tenido muchísima transformación en el material, inclusive en el trabajo de los chavos, ahí se ven por avances, porque entre más independientes loa hacen, para nosotros es realmente lo que valoramos, lo independientes que se van haciendo en el proceso de elaboración, eso es lo que nosotros realmente valoramos muchísimo, en este año mucha gente se quedó sin piñata, porque era de: por favor apártame, incluso gente que pedía hasta de tres, cuatro piñatas, entonces nuestro margen es pequeño porque justamente lo que nosotros queremos es que el chico aprenda de la elaboración de las piñatas, aprende por medio de, dignificar su trabajo, que es el esfuerzo que ellos están poniendo todo este tiempo. 

De si recorto, si pego, las partes que implícitamente están, como pásame por favor el pegamento, que ellos tengan una noción espacial de dónde están las cosas, para qué sirven, la parte social de pedir apoyo, de decir, oye te gusta, o no te gusta, obsérvala, inclusive con los que no tienen lenguaje, de todos modos puedas tú observar que les está gustando y que lo puedan transmitir de alguna u otra forma, para que ya cuando terminamos todo este proceso, ahora sí, abrimos pedido nuevamente, y así, son pasos cortos, pero al final los que van marcando la pauta son los chavos porque son ellos los que, nosotros tratamos de no intervenir a medida de lo posible, tanto en la piñata, porque justamente, si son correcciones, si son perfeccionadas, tratamos que ellos se den cuenta por sí mismos, no tanto una dirección de corrígeme aquí, corrígeme acá, no es como de: oye, mira, observa, pensamiento activos, es lo que siempre sí se nos ha inculcado muchísimo y eso es justo lo que queremos transmitir, que no estando yo, te dirijo yo, te corrijo yo, yo hago por ti, porque sería como pesar por ti, cuando lo que queremos es la contraparte, observa, te gusta, qué quitarías, qué aportarías, a lo mejor ponerle inclusive hasta tu toque. 

Nos ha pasado chicos que, ya quedó, y de pronto van y te sorprenden poniendo un objeto, algún toque personalizado y es muy válido porque eso es lo que queremos, que expresen, que comuniquen, que puedan justamente proyectar qué les está gustando. 

Porque hay que puntualizar que son piñatas bien hechas y que independientemente de la condición de ellos, no pueden decir que no están bonitas, porque además han hecho de muchos diseños, ¿verdad? 

Hemos evolucionado en el camino, en el trayecto, nosotros no somos piñateros, nosotros identificamos cuáles recursos son buenos para los chavos y encontramos que las piñatas eran un buen recurso para trabajar muchísimas cosas, muchísimas necesidades que tenían que cubrir los chavos, entonces nosotros también tuvimos que adentrarnos a cómo elaborar las piñatas, si usan grapas, que si usan engrudo, nuestras primeras piñatas no son como son ahorita, precisamente porque también tuvimos que involucrarnos un poco más en cómo hacerlas, anteriormente sí las hacíamos con globo, con engrudo, y quedaba cosas que a lo mejor no eran tan de calidad, pero bajo ese lente, lo que nosotros queremos y tratamos de proyectar a los chavos es que sí hubo una transformación en nuestras primeras piñatas, no eran con la misma calidad que tienen ahora y justamente nuestros clientes nos ayudan a que por medio de sus observaciones, tomamos de buena manera los comentarios que nos hacen sobre las piñatas, porque justo eso es lo que nos ha estado haciendo ir hacia delante y mejorarlas y que la verdadera calidad de las piñatas es por su calidad, no tanto por una cuestión de caridad, porque lo que queremos hacer es visibilizar su trabajo, poder proyectar que con chamba, que con perseverancia lo pueden hacer y que tienen la misma calidad o puede incluso mejorarse de cualquier otra piñata. 

¿Cuál es la piñata que más le gusta hacer a estos chicos? 

Ahora mismo por temporada, los pinos ha sido como el hit de todo, por ahí tenemos a uno de nuestros chavos que ha presentado un mayor interés en las cosas navideñas, y los pinos, aparte de que es como una transformación más rápida, haces el molde, empiezas a pegar cinta, entonces, como que esa transformación rápida hace que se enganchen pronto y es como que ya se qué es esto, desde los colores, la selección, ha sido como que sus favoritos, ha pasado incluso que hay personajes que ni siquiera conocen, porque a veces nos piden piñatas para reuniones para pequeñitos y hay caricaturas que quizás para nosotros mismos ya han quedado como parte de la misma transición de que ya no son caricaturas y son para adolescentes, y luego dicen ¿quién es? Y pues vamos a googlearlo, pones la computadora, buscamos el personaje, y lo ven, se familiarizan, y ahí están metiendo otro recurso, además de las bases que la piñata te da, además estás utilizando recursos tecnológicos donde estás haciendo búsqueda, buscando en internet, ves las caricaturas sin que se genere un enganche negativo, y también está dando un significado, no nada más hacer por hacer, sino que conozcan el personaje, que sepan los colores que puedan seleccionar, porque luego cuando ellos posteriormente van y piden los materiales es como, te acuerdas en el video, qué colores llevaban, y entonces ya seleccionan el material, el cual está estratégicamente acomodado para que ellos tengan esta autonomía de decir, oye chavo, ayúdame a traer el papel crepé de tal color, ya saben dónde está el papel, ya es capaz de auto dirigirse, hacer una instrucción, llevar los elementos y completarla al regresar a su mesa y seguir trabajando. 

Si ha funcionado tan bien con los clientes ¿no han pensado en crecer esto, en que sea un negocio? 

Sí, justamente la idea es que ellos primero puedan dominar el taller como tal hasta que ya requieran el menor apoyo posible y que la dirección sea menor, sí tenemos que trabajar con especificaciones de cada quien, ya el grupo está aproximándose a trabajar de esa forma, sí es la idea, que ellos incluso puedan tener una remuneración para ellos, que sea su chamba, que tengan su pago, pero ahora mismo, con la práctica hace que todo lo que se recauda se invierte en materiales, y sobre todo que da la pauta a abrir nuevos talleres, por ejemplo, el siguiente año vamos a iniciar con playeras, planchado de playeras, entonces es comprar los materiales, empezar a familiarizar a los chavos, aprender cómo programar la plancha, cómo programar todas las pinzas y que realmente sea significativo para ellos. 

¿Cuántos chicos tienen ahora en el taller de piñatas? 

Son nueva chavos, tenemos únicamente una chica, el más joven tiene 16 y el más grande tiene 25, a lo mejor no está tan variado el rango de edades, queremos mantenernos en el mismo nivel de habilidades, habrá unos que necesiten mayor apoyo, pero la idea es que podamos justamente aproximarlo y que aunque tengan diferencia de edad y de habilidades, que sepan que ya sea en un menor tiempo o en un mayor tiempo, pero cuál es la finalidad de hacer una piñata, cómo puedo iniciar, qué tengo que hacer, qué necesito y qué hago al finalizar, una estructura general de un taller aplicado, ya sea aquí, o un taller aplicado en casa, que muchas de las veces es poder darle continuidad en casa, no tener a chicos que simplemente estén en casa viendo tele, sino que tú ya aprendiste un oficio, entonces, puedes desarrollarlo en casa, tener en casa los materiales necesarios, la supervisión necesaria, y la determinación para decir voy a organizarme, después de comer voy a ponerme a trabajar un rato, si me canso no pasa nada, pero tener una estructura que se hace de manera cognitiva, se traslada todo este conocimiento a papás, para que también puedan supervisar desde casa, pero ahorita el plan es que ellos puedan dominarlo, alcancen su 100 por ciento para que puedan aplicarlo en otro contexto que no sea nada más la escuela. 

Aunque cada vez se habla más del Trastorno del Espectro Autista, aún hay muchas personas que tienen ideas erróneas de esta condición neurológica, y la mayoría de los esfuerzos de atención se han enfocado en niños, pero ¿qué pasa con los jóvenes y adultos?, por ello nació Trascendiendo el Autismo, que busca integrar a estas personas a los ámbitos laborales y sociales. 

Sobre esto nos platicó su coordinadora general, Karla Mercado Oliva 

¿De dónde nace Trascendiendo el Autismo? 

Trascendiendo el Autismo nace de la necesidad, la necesidad de padres de familia al saber que estando en una de las principales ciudades de México, no existían hace 15, 16 años, sitios especializados para este tipo de chicos, en este caso, y en ese entonces niños, entonces, Alicia Negrete, nuestra directora, empieza, se va a la Ciudad de México, atienden allá a su hijo, se capacita, y dice, si no hay nada allá, yo lo hago, entonces es una pionera en centros de atención a personas con autismo en Guadalajara, pero surge de la necesidad de los padres. 

¿Por qué consideraron necesario tener talleres? ¿es enseñarles oficios?, ¿darles herramientas? 

Prácticamente el hacer talleres es brindar la atención adecuada y lo que necesitan nuestros adolescentes y jóvenes, si bien nuestro grupo de adolescentes y jóvenes estuvieron aquí recibiendo atención educativa y terapéutica cuando eran niños, pues estaba quedando ya un poco chiquito el término de centro educativo, entonces tenemos que darle una respuesta más grande a ellos, y al no haber otros centros de día como en países como España, en Estados Unidos existen los centros de día, donde precisamente es eso, chicos que llegan a la adolescencia y la juventud, pasan a este tipo de instituciones, queremos lograr un centro de día, pero estamos trabajando, y cuál es la primera etapa, pues cambiar nosotros la manera de atender a cierta población que ya va cubriendo cierto tipo de edad y de habilidades, y es así como surge, tenemos un gran equipo de terapeutas que nos ayudan mucho a irse capacitando de manera externa en cuestiones de carpintería, de talleres, un montón de talleres, van, se capacitan, y ven de qué manera se adecúa esta disciplina a lo que tenemos en TEA como centro y a nuestros chicos, entonces ellos van explorando y es basado eso, en brindarles la atención que ellos requieren.  

Poner en práctica todos estos años de escuela, de terapia bajo un enfoque de calidad de vida, que hablamos de darle a la persona la suficiencia, empleo, estabilidad económica, en un sentido de vida, alejarlos de ser participantes pasivos o receptivos de esta intervención terapéutica para ser sujetos activos en el desarrollo de sus habilidades. 

Estamos en Navidad y vemos piñatas por todos lados, pero estas que fabrican aquí son muy especiales ¿no? 

Son muy especiales porque están hechos por grandes artistas y de verdad con el corazón y tratamos de que sean bien hechas, estamos en un proceso de control de calidad con mucha referencia de quien nos compra, de nuestros clientes, son piñatas muy especiales porque las hacen nuestros muchachos en talleres ocupacionales, es por eso el número tan reducido que tenemos para hacer porque nos tardamos lo que ellos necesiten con tal de que ellos encuentren sentido a lo que están haciendo 

Si quiero una piñata para mi posada ¿aún puedo conseguir? 

Ya estamos llenos en esta temporada a pesar de que sí se abrieron muchas vacantes para atender a las piñatas, ya estamos llenos afortunadamente, ¿por qué no podemos ahorita aceptar más?, por eso, porque los chavos lo hacen, queremos que ellos lo hagan, entonces ahorita ya no tenemos, sin embargo, vamos a estar como talleres abiertos para el año que viene, les hacemos esta invitación, personalizamos su piñata, nos mandan un mensajito en redes sociales, o se comunican con nosotros, estoy interesada en un pedido de piñatas, y si tienen una ideo o un modelo, nos lo pueden hacer llegar, y es como podemos hacerle su pedido de piñatas, entonces, quizás para esta temporada navideña ya no, pero todas las festividades siguientes, la invitación está abierta a hacer pedidos. 

Si nos metemos en las redes sociales de Trascendiendo el Autismo, ¿podemos ver también otras cosas que hacen ustedes? 

Sí claro, principalmente tenemos el sitio web, y ahí se pueden dar una idea de qué hacemos como centro, como asociación civil, y en las redes sociales, principalmente en Facebook, TEA AC, es donde pueden encontrarnos, pueden encontrar imágenes de lo que son los talleres, las piñatas y de todo lo que como centro hacemos, estamos muy interesados en la atención a jóvenes en el espectro autista, pero también tenemos atención para niños pequeños y niños en edades medianas. 

¿Ustedes tienen la experiencia de chicos que con lo que aprenden en los talleres después abran su propio taller o encuentran trabajo? 

Justamente estamos en esa transición, porque el taller como tal, bajo el nombre de talleres ocupacionales lleva alrededor de dos años, entonces, la población que nosotros atendemos son personas con autismo con grandes necesidades de apoyo, entonces, estamos puliendo, sí tenemos ya ciertos perfiles de chicos que queremos incluirlos en una cuestión más aterrizada en trabajo más formal y más real, habrá chicos que lo logren de una manera más rápida, y habrá otros que les cueste un poquito más, y otros que puedan permanecer aquí en nuestros talleres siendo totalmente independientes y teniendo sobre todo este sentido de lo que están haciendo aquí, estamos en ese proceso. 

Se está poniendo de moda hablar de inclusión, ¿pero aún hay quien lo percibe como hacerles un favor?, ¿ha cambiado esto? 

Creo que sí, creo que en el punto donde vamos es bueno, porque a final de cuentas ya se está dando la inclusión, sin embargo, y creo que parte de Trascendiendo el Autismo es eso, es dignificar el trabajo, entonces al ser una empresa incluyente, que no se necesite decir que estás incluyendo, es decir, si hay una persona dentro del espectro autista que cubre tu perfil o tu vacante, pues qué padre, hay muchas empresas donde nos dicen, bueno, necesitamos tener tres personas, o cierto porcentaje de nuestros empleados, de nuestra plantilla de empleados con discapacidad, yo creo, que al hacer ese tipo de exclusión están siendo excluyentes, porque a final de cuentas estás contratando por cumplir esta parte, este porcentaje, yo creo que vamos a llegar a ser incluyentes al 100 por ciento cuando se contrate a una persona, no por ser una persona incluyente, sino porque esa persona te cubre el perfil de tu trabajador 

Ya es momento de que contraten a estos chicos porque son brillantes y por sus capacidades y no por un acto de buena voluntad, ¿verdad? 

Y se está dando, hay ciertas empresas donde ya pláticas con recursos humanos y dicen, yo tengo mis empleados, y sí, es una persona dentro del espectro autista, y me encanta cuando eso sucede, porque lo contratan por sus habilidades, no tal cual por ser una empresa o por llamarse una empresa incluyente. 

¿Qué habilidades para el trabajo suelen tener las personas con autismo? 

¡Esa pregunta me encanta!, para empezar son personas muy responsables, personas que sistematizan muy bien la información, que procesan muy bien la información, entonces, en trabajos que requiera maquila, que requiera procesos, que requiera ciertos patrones de acciones que no cambien, son muy buenos, tienen una fortaleza visual impresionante, entonces, cualquier empleo que requiera esta parte de analizar, de ver que algo está mal, eso es muy importante, pero creo que tienen un gran sentido de responsabilidad 

De este modo, organizaciones como Trascendiendo el Autismo lograron convertir la tradición en oportunidad, y si no alcanzamos piñata para estas fiestas navideñas, podemos pensar en comprar una para los siguientes festejos de enero y febrero. 

Puede encontrar los trabajos que hacen en Trascendiendo el Autismo en http://www.teaac.mx  y en sus redes sociales.