GUADALAJARA, Jal., 20 de abril de 2021.- El golpe que recibió este martes la Superliga fue letal. La salida del proyecto de los seis clubes ingleses, la mitad de los participantes, significa una derrota contundente. En respuesta, a través de un comunicado enviado a medios de comunicación de Europa, el organismo presidido por Florentino Pérez, titular del Real Madrid, acusó “presiones externas” hacia los equipos británicos y aseguró que rediseñará el proyecto.

“La Superliga europea está convencida de que el sistema de status quo del futbol europeo necesita cambiar. Nosotros proponemos una nueva competición porque el sistema actual no funciona. Nuestra propuesta tiene el objetivo de darle al deporte una evolución, generando recursos y estabilidad a toda la pirámide del futbol, incluyendo ayudas para superar las dificultades financieras experimentadas por toda la comunidad del futbol debido a la pandemia. Habrá también pagos solidarios para todos los involucrados del futbol”, estableció el comunicado.

“Pese a lo anunciado por los clubes ingleses, forzados a tomar tal decisión por presiones externas, estamos convencidos que nuestra propuesta está alineada a la ley y a las regulaciones europeas, tal como fue demostrado hoy en la decisión de la corte que protege a la Superliga de acciones de terceros”, continuó el documento emitido este martes.

“Debido a las circunstancias actuales, debemos considerar los pasos más apropiados para rediseñar el proyecto, siempre teniendo en cuenta nuestros objetivos de darle a los fans la mejor experiencia posible mientras se potencian los pagos solidarios para toda la comunidad del futbol”, concluyó el comunicado de la Superliga.

Al tiempo de resistirse a una derrota, la Superliga parece quedarse sin aliados. Florentino Pérez aseguró que la hacían por “salvar al futbol”, pero en el mundo llovieron las críticas de que el mayor interés era llevar dinero a las arcas de los equipos más poderosos. Los clubes ingleses dieron un paso al costado: Manchester United, Liverpool, Arsenal, Manchester City, Chelsea y Tottenham.

Además, en España se asegura que el Atlético de Madrid y Barcelona se plantean la posibilidad de salir del proyecto. En Italia, lo mismo ocurre con Inter y Milán. A Florentino Pérez y el Real Madrid sólo les quedaría la Juventus para acompañarles en el proyecto. Aunque no se especificaron los pasos a seguir, ha trascendido ya que el presidente de la Superliga se encuentra en búsqueda de otros equipos que estén dispuestos a entablar una “guerra” con la UEFA y la FIFA, a cambio de tener un torneo que genere muchos recursos económicos.