GUADALAJARA, Jal,. 5 de abril de 2021.- La recuperación de la lesión en la cabeza de Raúl Jiménez ha sido a pasos agigantados y va por buen camino. Ante la calificación de México a los Juegos Olímpicos de Tokio, Jiménez sería uno de los delanteros de la plantilla de Jaime Lozano; sin embargo y con todo a que el proceso va viento en popa para que pueda regresar a las canchas, en su club no desean que su proceso se adelante.

Es el técnico del Wolverhampton, Nuno Espírito Santo, quien manifestó que su futbolista no deberá ser forzado acudir a la justa veraniega, pues antes de verlo vestido con el uniforme tricolor, deberá de pasar algunos filtros y serán los Wolves, los que tomen la decisión definitiva.

“En el momento que esté claro que puede jugar para los Wolves, puede pasar cualquier cosa, pero primero debe jugar para nosotros. Con todo respeto hacia el seleccionador de su selección, es nuestra decisión. Entiendo que es positivo y quiere contar con Raúl para los Juegos Olímpicos, pero tenemos que ser pacientes aquí”, estableció el técnico nacido en Santo Tomé y Príncipe.

Jiménez tuvo un grave impacto de cabeza con el brasileño David Luiz, el pasado 29 de noviembre, cuando su equipo se midió al Arsenal y en el arranque del cotejo, en un saque de esquina, cayendo de mala manera. En los últimos días, el canterano americanista ha entrenado al parejo de sus compañeros e incluso, se le ha visto realizar buenos pases y uno que otro remate de rabona, lo que indica que tiene las ganas suficientes y la disposición para volver a jugar.